jueves, 30 de mayo de 2013

Reflexionando sobre la administración electrónica

Hoy he participado en la ya sexta edición de la jornada "Reflexiones sobre la administración electrónica", que organiza todos los años el Grupo de Estudio de Derecho y Nuevas Tecnologías del Ilustre Colegio de Abogados del Señorío de Bizkaia, y al que tengo el gran gusto de pertenecer.

Los ponentes han desgranado tanto novedades como puntos de vista e interpretaciones normativas de diversa índole, todas relacionadas por supuesto, con este asunto de la administración electrónica, que de manera silenciosa pero imparable, se está instalando en nuestra forma de hacer las cosas... aunque aún queda mucho por hacer..., con el permiso de la disponibilidad presupuestaria, que hoy por hoy y como bien sabemos, es escasa tirando a nula...

Me quedo con las siguientes aportaciones:

- Los interesantes progresos en el Ayuntamiento de Vitoria - Gasteiz de cara a la implantación de diferentes servicios y herramientas de gestión electrónica, de la mano del correspondiente desarrollo normativo que lo ampare.

- El proyecto Ziurr@ de Izenpe, orientado a la disponibilidad de comunicaciones electrónicas certificadas vía sms.

- Los proyectos en curso en el ámbito sanitario (Osakidetza), como es la carpeta de salud, que permite al ciudadano disponer de su historial sanitario completo, vía on line y con garantías de seguridad y privacidad.

- El prometedor proyecto de Política de Gestión Documental de Gobierno Vasco, que sin duda aclarará muchas de las dudas de quienes estamos en este asunto de los documentos electrónicos.

- El reconocimiento de las dificultades que la firma electrónica supone para progresar en este camino de la e-administración, y los avances hacia nuevas fórmulas de identificación segura en el mundo electrónico.

- El reconocimiento, también, de la brecha con la ciudadanía, por la coyuntura económica que impide una inversión profunda en comunicación-formación, y por la aún escasa penetración de esta forma de prestar/obtener servicio en la ciudadanía. Una vertiente sin duda a investigar para intentar arbitrar fórmulas imaginativas de acercamiento, que coadyuven a rentabilizar el esfuerzo y la inversión realizada en tecnología.

- El convencimiento de que no es tanto tiempo de nuevos proyectos, que los seguirá habiendo, indudablemente, cuanto de aplicación adecuada e implementación de los servicios.

Y en este sentido, me quedo con la aportación de Iñaki Ortiz, Jefe de Proyectos en Gobierno Vasco, al señalar con gran acierto que "tenemos una administración del siglo XIX, que funciona con una tecnología del siglo XXI". Gran verdad. De poco sirve una ingente inversión tecnológica, la construcción de una plataforma innovadora de gestión electrónica, si el fondo de la cuestión, cual es la tramitación de los procedimientos, sigue anclada en esquemas del pasado, con escasa participación e implicación, hasta que no toca muy de cerca.

Es tiempo por tanto de aplicar, y aplicar bien, estos servicios electrónicos. De rentabilizarlos, de difundir su uso. Porque de lo que se trata al final es que la ciudadanía tenga un buen servicio público.

Muchas gracias a todos los ponentes por sus, como siempre, interesantes reflexiones.

No hay comentarios: