martes, 5 de marzo de 2013

Cómo acertar explicando los certificados electrónicos

Como ya he comentado en un post anterior, en estos días estoy intentando sacar huecos para participar en varios cursos MOOC. Uno de ellos, sobre la administración electrónica, organizado desde la Universidad de Murcia desde la plataforma Miriadax, me está resultando de gran interés, no tanto por sus contenidos cuanto por las aportaciones del resto de alumnos, ya que me está sirviendo para pulsar las sensaciones, intereses, temores y deseos de la ciudadanía en todo esto del teletramitar con la administración.

El último módulo que he finalizado se refería a todo el tinglado de los certificados electrónicos, firma electrónica y demás verborrea. Y puedo suscribir, con la mayoría del resto de alumnos, que en buena medida se ha quedado en eso, en una verborrea técnica que muestra un profuso conocimiento del tema por el ponente, pero escasa pedagogía hacia el ciudadano.

Y es que si realmente queremos impulsar el uso de la administración electrónica y por ende el resto del mundo digital, a través de los certificados electrónicos, que menos que formar directamente en cómo se usa. Y no me refiero a las "tripas" técnicas del asunto (conste que soy consciente que han quedado en el tintero, a Dios gracias, muchas otras tripas técnicas que han tenido a bien obviar). Me refiero a, por ejemplo, cómo instalarlo en los puestos, a cómo realizar un trámite electrónico utilizándolo, a qué pasos hay que seguir para ello, a qué se muestra en pantalla tras su utilización.

A lo mejor así, resultaría más sencillo comprender después todo eso de lo que pasa por dentro para garantizar la seguridad.

No hay comentarios: